¡Que calor! Consejos para seguir entrenando en verano

Llega el verano, suben las temperaturas, pero no por ello debes dejar de entrenar. Mantener nuestras rutinas de ejercicios sigue siendo importante, pero hay que tomar algunas medidas especiales para optimizar nuestro tiempo cuando hace mucho calor. Aprovecha al máximo tu entreno veraniego, en el gimnasio, la piscina o al aire libre, con estos consejos.

Hidrátate

Si estás entrenando a altas temperaturas, no tienes que esperar a tener mucha sed para beber agua. Ya te hemos hablado anteriormente de la importancia de estar hidratado durante tu ejercicio (en su justa medida), y en situaciones de mucho calor y sol, es doblemente importante. Ten cerca una botella de agua y procura reponer el líquido extra que vas a perder con el sudor. Y recuerda: aunque estés dentro de una piscina, sigues sudando.

Aliméntate

En verano, antes de hacer ejercicio, procura hacer más comidas de digestión ligera. Y antes de hacer ejercicio, procura no hacer una ingesta de proteínas importante, pues pueden hacer subir tu temperatura interna. Déjalo mejor para después de tu sesión de gimnasio o de entreno, y procura beber y comer cosas frescas durante el resto del día. Una bebida deportiva puede venirte muy bien en esos días: el sodio que incluyen hace que pierdas menos líquido y combate la deshidratación.

Adáptate

¿El calor y la humedad en tu ciudad son insoportables hoy?  Por mucho que queramos, a veces las condiciones no son óptimas para nuestra rutina. Se flexible: acude a tu gimnasio donde al menos estarás más fresco y podrás aprovechar mejor el tiempo.  Y no te sientas culpable por saltarte un día de ejercicio en pleno agosto: tu cuerpo también necesita tiempo para adaptarse a las diferentes condiciones climáticas. Descanse y tómatelo como un día de adaptación.

Protégete

Si planeas ejercitarte al aire libre, hacer running o alguna actividad semejante, recuerda proteger tu piel con crema solar. Procura también cubrir tu cabeza con algún tipo de sombrero o gorra. ¡No queremos que tengas una insolación por salir a correr!

Estos consejos también hay que tenerlos presentes a la hora de practicar natación o deportes acuáticos: cubre tu cabeza con algún tipo de gorro y no dejes de proteger tu cuerpo con algún tipo de crema: los rayos de sol rebotan en el agua y pueden quemarte incluso más.

Además, si comienzas a sientes mal, se prudente y no insistas. Baja la intensidad del ejercicio. Si además has tenido en alguna ocasión un golpe de calor o algo semejante, es mejor que descanses ese día. ¡¡Cuídate!

Etiquetas: , , , Blog, Pozuelo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*